logonuevosinfondo optimizado

Detrás de este proyecto estamos nosotros, Carlos y Lucía. Como suelen decir los modernos somos los “CEO” de Old School pero más bien hacemos un poquito de todo y quien nos conoce, sabe que nunca nos falta la ilusión y cercanía. Toda esta aventura comenzó con una conversación de pareja en el tren de camino a la universidad y con unos pocos ahorrillos del verano…Dos años después, hemos mejorado cada día para ofreceros un diseño único, una calidad inmejorable y lo más importante, transmitiendo unos valores de los que muchos os sentís tan identificados.

Comenzamos haciendo unas gorritas de las cuales nos sentimos más que orgullosos, pero también nos dimos cuenta de que de las ideas a la realidad había un trecho. Sin embargo, eso no nos frenó la ilusión y escogimos el camino difícil. No sabíamos por dónde empezar y recorrimos todas las tiendas de barrio de bordados en Madrid con el fin de llevar a término nuestra idea. Acabamos haciéndolas en pleno centro de Madrid, como podéis suponer, el coste de producir cada gorra, apenas nos daba margen para ganar, pero de estas primeras gorras aprendimos mucho más de lo que os podáis imaginar. En este punto, lanzamos nuestra primera web (bastante cutre la verdad) pero cada vez que nos llegaba ese pedido semanal era como un milagro. Aún nos acordamos del primer pedido (fuera de nuestro entorno familiar), fuimos hasta su casa para entregarle la gorra con una sonrisa de oreja a oreja.

A día de hoy, una empresa nos almacena, prepara y envía los paquetes, pero tenemos que reconocer que nos sigue encantando ir nosotros mismos a llevaros el pedido porque, aunque hayamos llegado un poquito más lejos, sabemos de dónde venimos y sentimos la misma felicidad que cuando entregamos el primer pedido.

Poco a poco nos fuimos adentrando en el sector textil, haciendo contactos, visitando fábricas por toda España y después de muchos esfuerzos, lanzamos nuestro producto estrella, las sudaderas. Nadie daba un duro por poner una franja de pana en una sudadera. Sin embargo, gustó y si algo caracteriza a una gran parte de nuestra ropa es la pana. Esa tela que nos evoca a nuestros abuelos y que dándole una vuelta de tuerca puede ser un material de tendencia. Llegó el invierno y nos dimos cuenta de la versatilidad que tenían los forros así que nos pusimos con ellos. Partiendo de dibujos hechos a mano, los conseguimos plasmar en esos forros que tanto os gustan.

Nuestro último lanzamiento ha sido el más especial para nosotros, el proceso de fabricación de las Camperas ha sido totalmente desde cero. Desde la parte que respecta al diseño (patronaje, plantilla digital, confección…) hasta la elección de materiales, pasando por el más mínimo detalle que os podáis imaginar. Hemos trabajado muy duro para ofreceros este producto y creemos que el resultado es espectacular. Os servirán tanto para salir como para ir al campo… Os podemos asegurar que tendréis una prenda única y que llamará la atención de todos a vuestro alrededor.

No podemos estar más orgullosos de todos vosotros y de nuestro trabajo hasta el día de hoy. Pero no os penséis que esto acaba aquí, sino que aún nos queda mucho camino y por eso queremos que forméis parte de este proyecto, que lo sintáis como vuestro y que colaboréis con nosotros con cualquier idea, por disparatada que parezca nos puede gustar.
Muchísimas gracias,
By Calu